Televicio
Webzine
   
Red Cinefania: Televicio | Ficcion | Terror Universal | Twilight Zite | Gladiadores | Peplum | Don Daredevil
| Home | Archivo | Cine & Series | Comics | Dadá | Especiales | Figuritas | Herodoto | Libros & Revistas |
 Oficios en el Film NoirAcerca de las Crónicas de Bustos DomecqQuispeRecuerdo de Jonathan Harris
Búsqueda:
powered by FreeFind
Newsletter:
Ingresa tu email

Ingresa tu nombre


Sección: Cine y Series (Lecturas: 83638)
Fecha de publicación: Noviembre de 2001

Cantantes en el Cine Argentino

Tanto hablar de la K-Phone Records, nos ha hecho olvidar que Argentina fue generoso semillero de estrellas de la canción que lograron éxito en la pantalla.
por Darío Lavia

Bookmark and Share

No fue sino a partir de la instauración del sonido en el cine que se comenzó a gestar un nuevo género: el cine musical. Al Jolson fue el primer protagonista de un filme musical y su estilo preanunció lo que vendría después. El esquema básico del filme THE JAZZ SINGER (El Cantor de Jazz-1927) fue el siguiente:
1) El protagonista es un muchacho joven cuya gran ambición/virtud es el canto.

2) Sufre varios percances tanto en el amor como en la actividad profesional.

3) Debe enfrentarse a los prejuicios de personas obtusas y conservadoras que no admiten que el canto sea decente.

4) Finalmente triunfa en todos los aspectos de la vida, canta una canción y pasan los títulos de crédito, mientras la cámara enfoca preferentemente hacia el cielo.

Créase o no, este mismo esquema fue seguido al pie de la letra por toda buena película musical que se precie. Con el advenimiento del cine sonoro en reemplazo del mudo (en un principio se creyó que el sonido era solo una moda, pero luego se convirtió en una característica estandar) y con la diversificación de los gustos del público surgió la necesidad de diversificar el género musical, dando lugar a la aparición de subgéneros y de diversas estrellas de cine que en realidad eran cantantes. Durante los años '30 en Alemania tuvo un gran auge el cine musical de operetas; en Hollywood tuvo su repercusión a lo largo de las muchas películas del dúo Jeanette MacDonald y Nelson Eddy. Durante esa misma década también tuvieron lugar, como consecuencia lógica del estilo musical reinante en la época, el género de musicales de gran espectacularidad, con números ejecutados por cientos de coristas, al estilo 42nd STREET (La Calle 42-1932); más tarde, la aparición de extraordinarios bailarines (por ejemplo Fred Astaire) dio paso al cine musical de bailarines; la presentación de la patinadora Sonia Henje dio lugar al musical de patinadores y la esbelta Esther Williams preanunció el musical submarino... pero el género que nos interesa aquí es el musical protagonizado por cantantes (un género que casi siempre respetó las cuatro etapas narrativas enunciadas anteriormente).

El auge del jazz y las big bands no permitió que hubiera muchos filmes de cantantes durante los años '40; por ejemplo gente como Frank Sinatra se la pasó cantando en planos y/o papeles secundarios y el único rey indiscutido fue Al Jolson (de quién se filmaron dos interesantes películas biográficas). No señor, la década de los '40 (y parte de la de los '50) se dedicó a mostrar las biografías de grandes compositores del jazz o de la música clásica sin hacer mayor énfasis en explotar cantantes importantes del jazz ni de la ópera. No podemos negar que los Benjamino Gigli o Tito Schipa seguían protagonizando sus propias películas, aunque eran producidas por un "ghetto" y dedicadas a otro "ghetto".

Hubo que esperar hasta fines de los años '50 para que el trono de Al Jolson fuese ocupado por un muchacho más joven. Me refiero a Elvis Aaron Presley. El Rey del Rock fue indiscutiblemente carismático y si bien sus películas en general nunca superaron la mediocridad, a fuerza de buen gusto, algunas de ellas lograron convertirse en clásicos, por ejemplo JAILHOUSE ROCK (1959). La carrera de Elvis en Hollywood fue una de las más importantes de un cantante en el cine, dada la cantidad de películas y la popularidad de las mismas.

La fama discográfica de Sandro continuó en la pantallaEn Argentina el primer musical se filmó en 1928 (apenas un año después del precursor filme de Al Jolson). Fue un cortometraje de 16 minutos de duración titulado MOSAICO CRIOLLO (dirigido por Edmo Conminetti) y mostró una sucesión de números artísticos musicales. No vamos a hablar de los filmes protagonizados por cantantes de tango (Carlos Gardel, Hugo del Carril, Alberto Castillo y muchos más) ya que será material de un futuro artículo, sino que vamos a centrarnos en los cantantes llamados de "Música Moderna". Como fiel espejo de acciónBeat Latino de Sandro retardada de lo que se veía en el cine de Hollywood, Argentina también tuvo un "Rey". Roberto Sánchez, más conocido como Sandro, puede exhibir una modesta pero honrosa filmografía como protagonista principal de 11 títulos, comenzando por QUIERO LLENARME DE TÍ (1969) y finalizando por SUBÍ QUE TE LLEVO (1980). Fue el inimitable Emilio Vieyra (autor de los grandes filmes bizarros del cien argentino, como EXTRAÑA INVASIÓN y LA VENGANZA DEL SEXO) quien lo lanzó como superestrella en QUIERO... donde era acompañado por la actriz Marcela López Rey y por el inefable Rolo Puente. Para su tercer película con el cantante, Vieyra desarrolló una especie de thriller policial que puede ser reconocido como el filme más importante de Sandro: GITANO, donde era acompañado por Soledad Silveyra y Ricardo Bauleo.

Aprendizaje musical para Favio (nótese las teclas rubricadas con las notas musicales)En los años '70 Vieyra también filmó a Leonardo Favio en SIMPLEMENTE UNA ROSA (1971), acompañado por Silvina Rada, Ricardo Bauleo y Erika Walner. El caso de Favio es bastante extraño y difícilmente podamos encontrar algún precedente. Se trata de un actor, convertido en director de gran categoría en el cine de su país (autor de verdaderos clásicos del cine argentino como NAZARENO CRUZ Y EL LOBO y JUAN MOREIRA) y... cantante romántico. Se ha dicho que Favio canta para juntar capital y poder filmar, aunque ese tema va más allá del propósito de este artículo. Según él propio Favio "Si me dicen en la canción, ahí me ganan por K.O. muchos, pero en el cine soy el director más importante del mundo de habla hispana". Sus dos filmes más opulentos (siempre en cuanto al canto se refiere) fueron FUISTE MÍA UN VERANO (1969) y SIMPLEMENTE UNA ROSA (1971). Sin embargo el fenómeno de Favio debe medirse más que en la pantalla, en las bateas de las disquerías. De su primer disco simple vendió la friolera de 480.000 discos. Del segundo 390.000 y del primer long play 190.000. Temas como Ella Ya Me Olvidó, Simplemente una Rosa y Fuiste Mía un Verano exhibieron su personalidad agresiva e intelectual, que antagonizó en su época con el carisma popular y humilde de Palito.

Pero en los años '70 también Sandro continuó su marcha en el cine, esta vez bajo la tutela del director Leo Fleider. MUCHACHO (1970), EMBRUJO DE AMOR (1971), OPERACIÓN ROSA ROSA (1974) y otras siguieron la misma veta creada por Vieyra, es decir, presentar un melodrama simplón de romances condenados por la sociedad (notese que desde el vamos cumple con uno de los enunciados del principio). En un momento incluso Sandro llegó a escribir y dirigir su propia película, TÚ ME ENLOQUECES (1976), coprotagonizada por Susana Gimenez, Raúl Aubel, Marcelo Marcote y Jaimito Cohen. Su carrera discográfica tampoco conoció topes: en 1978 grabó un disco en portugués destinado a conquistar el mercado brasileño.

Escena cumbre en VIVA LA VIDA (1969) de Enrique Carreras, mentor cinematográfico de PalitoEn este momento sería recomendable analizar la importancia de otra estrella del canto, aunque su carrera cinematográfica es mucho más amplia que la de Sandro (es discutible cual de los dos cines es peor); estamos hablando de Ramón "Palito" Ortega. Su director "guía" (así como Sandro tuvo a Vieyra y a Fleider) fue Enrique Carreras, una persona cuya prolificidad fue ciertamente superior a los directores anteriormente nombrados (tampoco es materia de este artículo interiorizarse acerca de la enorme lista de sus trabajos, pero convengamos que le corresponde el mérito de haber rodado el más importante largometraje de terror del cine argentino, titulado OBRAS MAESTRAS DEL TERROR, con Narciso Ibañez Menta, así como engendros como LAS BARRAS BRAVAS y LOS DROGADICTOS, títulos que hablan por sí mismos). Junto a Carreras, Palito Ortega filmó el recordado EL CLUB DEL CLAN, una repercusión de un éxito televisivo, junto a Fernando Siro, Beatriz Bonet, Pedro Quartucci, Jolly Land, Violeta Rivas, Raúl Lavie, Lalo Fransen, Johnny Tedesco... y siguen las firmas. Ortega supo instaurar un verdadero "estilo" en el cine nacional, intentando abordar el género del melodrama musical con el único gran mérito de convocar multitudes al cine. Palito no era Elvis, ni tampoco Sandro, pero aún así lograba éxito con filmes como LA SONRISA DE MAMÁ, MI PRIMERA NOVIA, YO TENGO FÉ, etc. Ha sido muy criticado por los rumbos tomados con su productora, la Chango Producciones, especialmente en varios largometrajes filmados durante la dictadura militar de 1976-1983, aunque esa es materia de otro artículo...

Donald y el sol de la playa, amigos inseparablesDurante los '70 hubo muchos más cantantes que protagonizaron películas. Donald MacCluskey (conocido como "Donald" a secas) fue uno de ellos. Famoso por su tema Las Olas y el Viento, llevó su alegría playera a la pantalla grande de la mano de un Enrique que no fue Carreras sino el inefable Cahen Salaberry con EN UNA PLAYA JUNTO AL MAR (1971), junto a la esposa de Palito Ortega, Evangelina Salazar, Joe Rígoli, Jorge Barreiro, Eddie Pequenino y el grupo Los Náufragos. Fernando Siro, presente tanto frente como detrás de las cámaras en esta antología de cine abismal, lo dirigió en SIEMPRE FUIMOS COMPAÑEROS (1973), donde compartió cartel con Hugo del Carril, Vicente Rubino, Irma Roy, Jorge Barreiro, Marcelo Marcote y Elena Cruz. Más tarde Donald participó en una película sumamente bizarra titulada UN VIAJE DE LOCOS (1974, de Rafael Cohen), junto a la actriz Taryn Power (hija de Tyrone) y Richard Harrison, más los nativos Marcelo Marcote, Antonio Gasalla, Carlos Perciavale y Juan Alberto Mateyko.

Raúl Padovani fue otro. Trabajó en MI AMIGO LUIS (1972, de Carlos Rinaldi), junto a Luis Sandrini, Ángel Magaña y Arnaldo André y ADIÓS ALEJANDRA, ANDREA (1974, de Carlos Rinaldi), junto a Ángel Magaña. Diez años después, un Padovani maduro, participaba en los programas humorísticos de Juan Carlos Calabro, tales como CALABROMAS y otros.

Sabú (obviamente no nos referimos al chico protagonista de THE THIEF OF BAGDAD sino a un cantante bastante exitoso durante principios de los '70). Sabú estuvo en VUELVO A VIVIR, VUELVO A CANTAR (1971, de Julio Saraceni), junto a María Leal, Diana Maggi, Ubaldo Martínez y los grupos Banana, Trocha Angosta y Pintura Fresca y en EL MUNDO QUE INVENTAMOS (1972, Fernando Siro, que había sido guionista del anterior opus), junto Juan Carlos Altavista, Javier Portales y Claudio Levrino. Piero tuvo sus quince minutos de fama cinematográfica con EL PROFESOR PATAGÓNICO (1970, de Fernando Siro) donde el protagonista principal era el gran Luis Sandrini y le acompañaban Gabriela Gilli, Homero Cárpena y Juan Marcelo. Silvestre apareció en el tercer filme de la trilogía universitaria de Sandrini: EL PROFESOR TIRABOMBAS (1970). Otros cantantes de éxito cinematográfico fueron Elio Roca, Quique Villanueva, Leo Dan, Juan Ramón...

Humberto Castagna (mejor conocido como Cacho Castaña) que había trabajado como actor y compositor en EL CABO TIJERETA (1973), también fue el líder de las varias troupes de cantantes (entre los que se puede nombrar a Camilo Sesto, Angela Carrasco, Manolo Galván, Aldo Monges, Franco Simone, Alberto Cortez y grupos como Katunga y Aldo y los Pasteles Verdes) presentados en la "saga del Amor", cuatro filmes con los siguientes títulos: LOS ÉXITOS DEL AMOR (1979, dirigido por Fernando Siro), LA CARPA DEL AMOR (1979, de Julio Porter), LA PLAYA DEL AMOR (1980, de Adolfo Aristarain) y LA DISCOTECA DEL AMOR (1980, también de Aristarain). Más tarde Castaña se revelaría como parapsicólogo y estimado compositor de tango con su notable "Café de la Humedad", pero esto también es otra historia.

Mucho queda por decir en este pequeño dossier, más que emitir algunas reflexiones. La primera fue la de señalar el final del apogeo del cine de cantantes argentino en el año 1981. Se intentaba hacer un cine que atrajera a masas populares de menor edad, y el surgimiento de los grupos juveniles marcó una nueva etapa en la evolución del género: Los Parchís (el grupo español) comienzan con su efímera carrera cinematográfica con LOS PARCHÍS CONTRA EL HOMBRE INVISIBLE (1981, de Mario Sábato), Menudo (grupo portorriqueño) tuvieron su cénit en 1986 cuando rodaron la telenovela POR SIEMPRE AMIGOS, Tremendo (grupo argentino) tuvieron su ascenso y ocaso con LAS AVENTURAS DE TREMENDO (1985, de Enrique Cahen Salaberry). Es cierto que todas estas películas son como mucho bodrios pasables, en el mayor de los casos filmes mediocres insufribles; pero en su momento representaron enormes fuentes de ingreso para el cine argentino y la industria discográfica (ya que, seamos honestos, no podemos encontrar grandes aportes al arte en ninguna de estas películas).

Como para muestra basta un botón, tendremos aquí oportunidad de analizar tres letras, elegidas al azar como más representativas de cada uno de los tres más importantes cantantes cinematográficos argentinos de los años '70.

Rosa Rosa
(Sandro)

Rosa, Rosa, tan maravillosa
como blanca diosa, como flor hermosa
tu amor me condena a la dulce pena
de sufrir

Rosa, Rosa, dame de tu boca
esa furia loca que mi amor provoca
que me causa llanto por quererte tanto
sólo a tí, ¡¡AY!!

Rosa, Rosa, pide lo que quieras
pero nunca pidas que mi amor se muera
si algo ha de morir, moriré yo
por tí, ¡¡AY!!

Rosa, dame todos tus sueños
dueño de tu amor quiero ser
dame de tu ayer las heridas
vida, gusto habías de tener ¡¡AY!!!

Rosa, Rosa, eres orgullosa
y sin contemplarte
tu fe me destroza
mientras tanto yo agonizo por ti, ¡¡AY!!

Rosa, Rosa, pide lo que quieras
pero nunca pidas que mi amor se muera
si algo ha de morir, moriré yo por tí
moriré yo por tí,... moriré yo por tí.

Fuiste Mía un Verano
(Leonardo Favio)

Hoy la vi fue casualidad
yo estaba en el bar me miro
al pasar.

Yo le sonrei y le quise hablar
me pidio que no que otra vez
será, que otra vez será. (bis)

Tierno amanecer se que nunca mas
como olvidar tu pelo como olvidar
tu aroma si aun navega en mis labios
el sabor de tu boca cada piba que pase
con un libro en la mano 

Me traerá tu nombre como en aquel verano
eh....eh.......eh.......eh.......

Fuiste mía un verano solamente un verano
yo no olvido la playa ni aquel viejo café
ni aquel pajaro herido

Que entibia en tus manos ni tu voz ni tus 
pasos se alejaran de mí.

Que otra vez será...(bis)

eh..eh..eh...

Despeinada
(Palito Ortega)

Tu tienes,
una carita deliciosa,
y tienes,
una figura celestial.

Tu tienes,
una sonrisa contagiosa,
pero tu pelo,
es un desastre universal.

Despeinada, ah ah, ah ah.
Despeinada, ah ah, ah ah.

Despeinada, ah ah, ah ah.
Despeinada, ah ah, ah ah.

Se paran de punta,
como un cuerpo espín,
pareces la estatua,
de San Peluquín.

Ni tres peluqueros,
te alcanzan a ti,
con peines de acero,
y sierra sin fin.

Despeinada, ah ah, ah ah.
Despeinada, ah ah, ah ah.

Como colofón de este pequeño dossier aquí presentamos una serie de filmografías de los principales ídolos musicales nombrados.

Sandro (Roberto Sánchez)

En los últimos años la carrera musical de Sandro ha experimentado nuevos caminos, como esta biografía lo puede atestiguarQUIERO LLENARME DE TI (1969)
Con: Sandro, Marcela López Rey, Walter Vidarte, Fidel Pintos, Soledad Silveyra y Rolo Puente.
Dirección: Emilio Vieyra.

LA VIDA CONTINÚA (1969)
Con: Sandro, Ana Cáceres, Cuny Vera, Nelly Beltrán, Ricardo Bauleo y Ricardo Castro Ríos.
Dirección: Emilio Vieyra.

GITANO (1970)
Con: Sandro, Soledad Silveyra, Ricardo Bauleo y SilvinaRada.
Dirección: Emilio Vieyra.

MUCHACHO (1970)
Con: Sandro, Iván Eory, Diana Ingro, Olinda Bozán, y Carlos Muñoz.
Dirección: Leo Fleider

SIEMPRE TE AMARÉ (1971)
Con: Sandro, Olinda Bozán.
Dirección: Leo Fleider

EMBRUJO DE AMOR (1971)
Con: Sandro, Carmen Sevilla, Gustavo Fabiani, Alfredo Iglesias, Polvorita.
Dirección: Leo Fleider

DESTINO DE UN CAPRICHO (1972)
Con: Sandro, Eva Franco.
Dirección: Leo Fleider

EL DESEO DE VIVIR (1973)
Con: Sandro, Elena Sedova.
Dirección: Julio Saraceni

OPERACIÓN ROSA ROSA (1974)
Con: Sandro, Laura Bove, Carlos Muñoz, Luis Tasca, Alberto Galán.
Dirección: Leo Fleider. Guión: Sandro

TÚ ME ENLOQUECES (1976)
Con: Sandro, Susana Gimenez, Jaimito Cohen, Raúl Aubel, Luis Tasca y Marcelo Marcote.
Dirección: Sandro.

SUBÍ QUE TE LLEVO (1980)
Con: Sandro, María Valenzuela, Darío Vittori.
Dirección: Rubén Cavalloti

Palito Ortega (Ramón Ortega):

Palito Ortega, de profusa filmografía y discografíaEL CLUB DEL CLAN (1964)
Dirección: Enrique Carreras.

MI PRIMERA NOVIA (1965)
Con: Palito Ortega, Evangelina Salazar.
Dirección: Enrique Carreras.

FIEBRE DE PRIMAVERA (1965)
Dirección: Enrique Carreras.

CONVENCIÓN DE VAGABUNDOS (1965)
Con: Osvaldo Miranda, Juan Carlos Thorry. En esta película había números musicales separados de Sandro y Palito Ortega.
Dirección: Rubén Cavalloti.

AMOR EN EL AIRE (1967)
Con: Palito Ortega, Rocío Durcal.
Dirección: Luis César Amadori.

¿QUIERE CASARSE CONMIGO? (1967)
Con: Palito Ortega, Sonia Bruno.
Dirección: Enrique Carreras

UN MUCHACHO COMO YO (1968)
Con: Palito Ortega, Osvaldo Miranda.
Dirección: Enrique Carreras.

CORAZÓN CONTENTO (1968)
Con: Palito Ortega, Angélica María.
Dirección: Enrique Carreras.

¡VIDA LA VIDA! (1969)
Con: Palito Ortega, Tita Merello.
Dirección: Enrique Carreras

LOS MUCHACHOS DE MI BARRIO (1969)
Con: Palito Ortega, Juan Carlos Altavista.
Dirección: Enrique Carreras.

LA FAMILIA HIPPIE (1969)
Con: Palito Ortega, Angel Magaña.
Dirección: Enrique Carreras.

Familia Ortega: Palito, Evangelina y su primer hijoPASIÓN DOMINGUERA (1970)

AQUELLOS AÑOS LOCOS (1970)
Con: Palito Ortega, Mercedes Carreras.
Dirección: Enrique Carreras.

MUCHACHO QUE VAS CANTANDO (1971)
Con: Palito Ortega, Gila.
Dirección: Enrique Carreras.

LA SONRISA DE MAMÁ (1972)
Con: Palito Ortega, Libertad Lamarque.
Dirección: Enrique Carreras.

ME GUSTA ESA CHICA (1973)
Con: Palito Ortega, Evangelina Salazar.
Dirección: Enrique Carreras.

YO TENGO FE (1974)
Con: Palito Ortega, Santiago Bal.
Dirección: Enrique Carreras.

NO HAY QUE AFLOJARLE A LA VIDA (1975)
Con: Palito Ortega, Claudia Lapacó.
Dirección: Enrique Carreras.

DOS LOCOS EN EL AIRE (1976)
Con: Palito Ortega, Carlitos Balá
Dirección: Palito Ortega.

BRIGADA EN ACCIÓN (1977)
Con: Palito Ortega, Carlitos Balá.
Dirección: Palito Ortega.

AMIGOS PARA LA AVENTURA (1978)
Con: Palito Ortega, Carlos Monzón.
Dirección: Palito Ortega

EL TÍO DISPARATE (1978)
Con: Carlitos Balá, Las Trillizas de Oro.
Dirección: Palito Ortega.

LAS LOCURAS DEL PROFESOR (1978)
Con: Carlitos Balá, Raúl Rossi.
Dirección: Palito Ortega.

VIVIR CON ALEGRÍA (1979)
Con: Palito Ortega, Luis Sandrini.
Dirección: Palito Ortega.

¡QUE LINDA ES MI FAMILIA! (1980)
Con: Luis Sandrini, Niní Marshall.
Dirección: Palito Ortega

COSA DE LOCOS (1981)
Con: Palito Ortega, Carlitos Balá.
Dirección: Enrique Dawi.

No siempre Favio portó pañuelos en la cabeza, con esta antigua foto lo atestiguaLeonardo Favio (como protagonista principal)

FUISTE MÍA UN VERANO (1969)
Con: Leonardo Favio.
Dirección: Eduardo Calcagno

SIMPLEMENTE UNA ROSA (1971)
Con: Leonardo Favio, Erika Wallner, Ricardo Bauleo
Dirección: Emilio Vieyra

Tetralogía del Amor
(sin autor aparente)

LOS ÉXITOS DEL AMOR (1979)
Con: Cacho Castaña, Claudio Levrino, Graciela Alfano, Raúl Rizzo, Mario Sánchez, Ricardo Darín, Alberto Cortez, Cacho Castaña, Manolo Galván, Katunga y Aldo y los Pasteles Verdes
Dirección: Fernando Siro

LA CARPA DEL AMOR (1979)
Con: Cacho Castaña, Ricardo Darín, Jorge Martínez, Mónica Gonzaga, Franco Simone, Manolo Galván, Aldo Monjes, Carlos Balá y Katunga
Dirección: Julio Porter

LA PLAYA DEL AMOR (1980)
Con: Cacho Castaña, Mónica Gonzaga, Ricardo Darín, Stella Maris Lanzani, Angela Carrasco, Carlos Torres Vila, Arturo Maly, Katunga y Camilo Sesto
Dirección: Adolfo Aristarain

LA DISCOTECA DEL AMOR (1981)
Con: Cacho Castaña, Mónica Gonzaga, Ricardo Darín, Stella Maris Lanzani, Arturo Maly, Tincho Zabala, Tito Mendoza (excelente actor característico, precursor de Fabián Gianola, un célebre desconocido), Velasco Ferrero, Silvia Pérez, Tincho Zabala y Marcos Woinsky
Dirección: Adolfo Aristarain

Enlaces recomendados:
Sandro: http://www.civila.com/Argentina/SANDRODEAMERICA/
Palito: http://rockolamusic.com/PalitoOrtega.htm
Favio: http://www.favio.com.ar/



| Arriba | Atrás | Comentarios | Recomendar |


| Home | Archivo | Cine & Series | Comics | Dadá | Especiales | Figuritas | Herodoto | Libros & Revistas |

© 2014 Televicio Webzine
Sitio hosteado por Quinta Dimension