Deportes del futuro

Deportes del futuro

por Pablo Sapere

Existe un puñado de películas que imaginan como serían los deportes en el futuro. En este artículo recorreremos y cometaremos algunos de los títulos más llamativos, como Rollerball, Death Race 2000 y Blood of Heroes.


Evidentemente el deporte es algo fundamental en la sociedad actual, aunque no tanto la práctica del mismo, sino el consumo deportivo.

A "consumo deportivo" llamamos no solo a eso de ser espectadores de algún evento de esta clase abonando una entrada (escuchando radio, viéndolo por TV, etc.), ni a la dilapidación de los ahorros en merchandising (camisetas, souvenirs, etc.). El consumo pasa también por un cierto nivel de pasión puesto en esta actividad, que lleva a discusiones, apuestas y peleas de toda clase.

Actualmente el deporte más popular en todo el mundo es, sin dudas, el fútbol y más lejos el automovilismo, el basquet, el tenis y un larguísimo etcétera. Hay excepciones, como en EE.UU. que son fanáticos de ese Football que se juega con la mano y que nunca se sabe bien en que consiste.

En estos días deporte significa montañas de dinero, iniciar guerras (todavía se habla de la famosa "guerra del fútbol" entre El Salvador y Honduras, desatada mientras se jugaba la clasificación para el mundial de México ´70), cientos de muertos y heridos. Gran parte de la vida cotidiana de todos los habitantes del mundo esta relacionada, con el consumo deportivo. Algunos especialistas aseguran que esta pasión puesta en el deporte es simplemente una válvula que libera las tensiones sociales, de tal manera que la furia esta puesta en el equipo rival y no en las instituciones.

A pesar de esto, el deporte no suele ser muy tenido en cuenta en la ciencia ficción. Muchas veces se describen sociedades hasta detalles nimios, pero no se agrega ni una referencia a actividades deportivas. Esto es sorprendente porque a ojos vista, el consumo deportivo es algo que crece día a día.

Sin embargo existe un puñado de películas que imaginan como serían los deportes del futuro. En este artículo recorreremos algunos de los títulos más llamativos.

Rollerball

En el año 2018 el deporte más popular es el rollerball, el cual consiste en un campo circular donde es lanzada una bola metálica que es disputada por dos equipos. Estos equipos están constituidos por jugadores que se desplazan en patines o en motos. Por supuesto que lo más divertido no es correr la bola sino impedir, a los golpes, que el rival llegue a ella. El rollerball, por lo tanto, es un deporte sanguinario donde los heridos, mutilados y muertos son el resultado de cada partido.

Este juego hiperviolento no horroriza a nadie, de hecho su éxito se basa en la desalmada morbosidad del público, el cual encuentra en la contemplación de este deporte, una forma de descargar pulsiones agresivas.

Rollerball, un clásico menor de la ciencia ficción, data de 1975. Fue dirigida por Norman Jewison y protagonizada por James Caan.

Actualmente se esta trabajando en una remake, dirigida por John McTiernan (Nomads, Predator, Die Hard, The Hunt of Red October) y protagonizada por Chris Klein, Jean Reno y Rebecca Romijn-Stamos.

El estreno se anuncia para agosto del 2001, por lo que en los próximos meses se espera una pequeña fiebre rollerball. Según se anuncia, la nueva versión será ambientada en el 2004, un futuro realmente próximo donde este deporte recién comienza a conocerse. En el film original el rollerball era el deporte más popular en todo el mundo.

Death Race 2000

En el lejano año 2000 (seamos compasivos, la película es de 1975), el gran deporte es una carrera intercontinental. El ganador de la misma es quien logre mas puntos, atropellando peatones. Según el blanco cambia la cantidad de puntos, si se trata de un anciano de escasa movilidad corresponden menos puntos que si se atropella un joven. De hecho es común que los hospitales hagan un "Día de la eutanasia" sacando a los viejitos a pasear el día de la carrera.

Por supuesto todo el recorrido es seguido por todo el mundo gracias a la TV.

Death Race 2000 (Carrera de la muerte del año 2000) fue producida por el legendario Roger Corman y protagonizado por Sylvester "Rocky" Stallone y David "Wang Chang Kane" Carradine. El film esta basado en el cuento "The Racer" de Ib Melchior, publicado en 1956.

Seguramente a muchos les suene parecida esta historia a la del polémico juego Carmaggedon. En realidad es exactamente lo mismo (de hecho, la tercera edición del juego se llama Carmaggedon Death Race 2000), con la diferencia que en el juego hay que atropellar zombies. Los creadores del juego pusieron zombies para no irritar a las autoridades, sin embargo no consiguieron su objetivo. Actualmente, por ejemplo, ese juego se encuentra prohibido por ley (la ley nº 16, promulgada el 28 de marzo de 1998) dentro de la Ciudad de Buenos Aires. Por suerte los legisladores porteños son lo suficientemente ignorantes para desconocer la existencia de esta película, sino no hubieran dudado en prohibirla.

Actualmente se esta hablando de hacer una remake de este film. El proyecto se titula Death Race 3000 y se dice que va a ser mucho más light que la original, de esa manera obtener la preciada calificación "para mayores de 13 años". La producción correría por cuenta de Tom Cruise, quien podría protagonizarla, y la dirección estaría a cargo de Paul Anderson (Soldier, Event Horizon). Se dice que Stallone podría hacer el papel de Machine-Gun Joe, el mismo rol que tuvo en el film original.

 

Blood of Heroes

En un futuro indefinido, la humanidad vive en una desolado mundo post-nuclear (post Mad Max, para ser más específicos). La gente vive entre el tedio y las nubes de polvo. Lo único que rompe con la rutina son los eventuales encuentros deportivos, conocidos como "juggers". Este deporte es una variación del football americano: Se enfrentan dos equipos en una cancha realmente chica, en vez de un balón se usa un cráneo de perro. Gana el equipo que logra llevar el cráneo hasta el límite del campo, obviamente del lado contrario. Hasta aquí parece algo muy simpático, pero no es tan así. Para impedir que el equipo rival gane, los jugadores se equipan con toda clase de "armas caseras" básicamente palos y cadenas. Las defensas también son caseras, armaduras hechas con latas y cueros viejos.

El resultado es brutal: La muerte es algo común, otras opciones son miembros rotos o perder un ojo.

Blood of Heroes (La Sangre de los héroes), filmada en 1990, fue rodada en Australia (allí se conoció como Salute of the Jugger). Fue protagonizado por Rutger Hauer (es el que pierde el ojo) y Joan Chen.

La dirección estuvo a cargo del reconocido guionista David Peoples. Peoples hizo los guiones de películas como Blade Runner (Ridley Scott, 1982) y Twelve Monkeys (Terry Gilliam, 1995) y fue nominado al Oscar en ese rubro por el brillante western Unforgiven (Clint Eastwood, 1992).

Blood of Heroes fue su debut como director, obteniendo resultados bastante pobres. La película es bastante floja y sólo merece ser recordada por su concepción de este violento deporte del futuro.

Hasta hoy, nadie se atrevió a mencionar la posibilidad de hacer una remake de este film.

Extrapolación

Se verá que un común denominador en todos los casos mencionados es la violencia.

David Ketterer dijo alguna vez que la ciencia ficción se ocupa de la creación de otros mundos sobre la base de una extrapolación racional.

Sabemos que extrapolar es llegar a una conclusión a partir de ciertos datos fragmentarios.

Le pregunta es ¿Cómo será el deporte del futuro? Para los datos fragmentarios, sólo encienda su televisor. Podrá ver entretenidos partidos de fútbol, como aquél River- Velez de la semana pasada donde el defensor Pedro Sarabia chocó contra un enemigo (o rival, como prefieran) y terminó con su cabeza contra los carteles de publicidad (no se arrancó un ojo, sólo se arrancó la nariz). También podrá deleitarse con esos programas de "hechos reales", que se regodean con los accidentes que sufren los corredores de autos ¿Cuántas veces pasaron el choque fatal de Ayton Senna?.

La violencia esta allí, la consumimos y la disfrutamos.

Por lo tanto este futuro deportivo ultraviolento no es otra cosa que la más simple y la más obvia - y tal vez la más verosímil- de todas las extrapolaciones posibles.

Para ir terminando

Evidentemente estas no son las únicas películas que tienen referencias al deporte del futuro, podríamos mencionar, entre otras, a The Running Man (Paul Michael Glaser, 1987) y su cacería humana, o incluso a Starship Troopers (Paul Verhoeven, 1997) con su breve secuencia de rugby acrobático. Además queda aún por explorar los amplios campos de la literatura y la historieta.

Sin embargo es mejor detener el recorrido aquí. Ya está por empezar el partido de River y, como imaginarán, estoy ansioso por verlo.

Re: Deportes del futuro

Sugiero que, si vas a hacer comentarios sobre deportes, primero informate a fondo. Te va a servir para tener mas claro tu decisión sobre lo que te gusta y lo que no. El football americano te puede llegar a gustar y lo estás descartando por no entenderlo ya que es algo un poco mas sofisticado en sus reglas.

Re: Deportes del futuro

pero porque no hablar del deporte anivel sistema galacticoo....
hacrelo mas alucinante

Facebook Comments Box

Etiquetas

Search