Bienvenido a QuintaDimension.com

QuintaDimension.com ciencia ficcion, terror y fantasia

| Cine | TV | Cómics | Literatura | Manga y Animé | Juegos | Ciencia | Entrevistas| Ciencia Ficción | Terror | Fantasía |
| Inicio | Noticias | Foros de Discusión | Regístrate | Correo | Zona Crítica | Buscador Caronte |

Indice
· Página principal


Contenido:
 · Buscar
 · Archivo histórico de Artículos
 · Archivo de Noticias
 · Secciones
 · Noticias
 · Topicos

Contacto:
 · Correo
 · Recomiendanos

Comunidad:
 · Foros de discusión
 · Mensajes Privados
 · Tu Cuenta

Varios:
 · Top 10
 · Enlaces
 · FAQ
Noticias
Últimas noticias
El martes 13 se estrena online Daemonium (2152)
Llega Animate 11, en Buenos Aires (2144)
La anatomía de Star Wars en Bogotá (2115)
Volvió el autocine a México (2598)
Tercera Edición del Festival Horrorvision (2125)
Se estrena Lo Siniestro, de Sergio Mazurek (2176)
Zona Crítica

Novedades en ZonaCrítica

  • Day of the Dead
    (Day of the Dead)
  • Superman II, Richard Donner Cut's
    (Superman II, Richard Donner Cut's)
  • Superman – Agente Secreto
    (Superman – Secret Agent)
  • Pies de barro
    (Feet of clay)
  • El Resplandor
    (The Shining)
  • Los Cuatro Fantásticos y Silver Surfer
    (Fantastic Four: Rise of the Silver Surfer)
  • Terror: Frankenstein, La verdadera cara del monstruo
    Publicado el Viernes 19 de octubre de 2001

    Cine Publicado por Eduardo_Guzman_Novoa

    Frankenstein
    La verdadera cara del monstruo

    por Eduardo Alberto Guzmán Novoa

    Indudablemente, Frankenstein es uno de los personajes literarios que mas veces fue llevado al cine. Todos recordamos las famosas interpretaciones que lograron Boris Karloff, Christopher Lee e incluso Robert De Niro. La pregunta que se hace este artículo -y que ovbiamente pretende responder- es ¿Cuál es la caracterización mas fiel a la novela de Mary Shelley?


    «Su piel amarillenta apenas cubría la red de músculos y vasos sanguíneos. Su cabello era largo y sedoso, sus dientes muy blancos, pero todo ello no lograba más que realzar el horror de los ojos vidriosos, cuyo color podía confundirse con el de las pálidas órbitas en las que estaban profundamente hundidos, lo que contrastaba con la arrugada piel del rostro y la rectilínea boca de negruzcos labios».

    Lo anterior es un fragmento del segundo párrafo del capítulo V del «Relato del Doctor Frankenstein», que figura en la novela FRANKENSTEIN (1816), de Mary Shelley.

    Cuando se estrenó el film británico MARY SHELLEY'S FRANKENSTEIN (1994), fue publicitado como la más fiel adaptación del clásico de terror. Pero quienes leyeron el libro antes de ver la película notaron que el guión incurría en varias libertades y variaciones. Una de ellas era el aspecto del horrendo ser (Robert DeNiro) creado por el Dr. Frankenstein (Kenneth Branagh). En cuanto al medio usado para darle vida, era tan aceptable como cualquier otro al no haber una descripción literaria del mismo: electrocutado por anguilas eléctricas en un sarcófago repleto de placenta humana.

    En informes previos al estreno, se informó que la novela no describía ni el aspecto del Monstruo ni la forma como éste fue creado. Si bien lo segundo es cierto (aunque el libro hace alusiones al galvanismo), no ocurre lo mismo con lo primero, pues la obra de Mary Shelley SI describe al Monstruo, y con detalle, como lo demuestra el párrafo citado más arriba.

    Este clásico de terror debutó en la pantalla grande en un cortometraje mudo americano de 1910 (obra, nada menos, que de Thomas Alva Edison). En aquella ocasión, el Monstruo (Charles Ogle) lucía un gigantesco rostro blanco, ojos bizcos, hirsuta melena, largos dedos esqueléticos y joroba; su aspecto se anunció como basado "con toda exactitud" en el libro de Mary Shelley. Leyendo la descripción verdadera, nos damos cuenta de que se faltó a la verdad. Algo que no pasó con el medio con el que Frankenstein (Augustus Phillips) usó para darle vida, en un caldero lleno de productos químicos, ya que, como quedó señalado, la novela no da pistas del medio usado para animar al Monstruo.

    A inicios de los años treinta la Universal Studios, de EEUU, estrenó la primera versión sonora de esta obra maestra del horror. FRANKENSTEIN (1931) mostró al Monstruo (Boris Karloff) con el aspecto que, a pesar de diferir también de la descripción de Mary Shelley, se convirtió en el que es más conocido e identificable en todo el mundo. Obra del maquillador Jack Pierce, el Monstruo aparecía como un pálido gigante con dos tornillos en el cuello, gruesos párpados, gran cicatriz en la frente abultada y la cabeza aplanada en la coronilla. En cuanto al método usado por el Dr. Frankenstein (Colin Clive), también será el más recordado, además de inspirarse en las insinuaciones del libro original: el Monstruo es animado por el rayo de una tormenta.

    En los años cincuenta la Hammer Films, de Gran Bretaña, estrenó la primera versión a colores de esta historia. Se trató de LA MALDICION DE FRANKENSTEIN (The Curse of Frankenstein, 1957). El diseño de Jack Pierce estaba protegido por patentes por la Universal Studios, de manera que el maquillista Phil Leakey creó para la Criatura (Christopher Lee) un aspecto diferente al de Boris Karloff: esta vez era una amarillenta masa de carne seca, llagas, cicatrices, remiendos, colgajos y costurones. En cuanto al medio para darle vida que usa el barón Frankenstein (Peter Cushing), se combinan el de los films de 1910 y 1931: la Criatura está en un recipiente con un líquido indefinible donde, accidentalmente, un rayo cae y pone a funcionar la maquinaria que le dará vida.

    Si se pudiese visualizar, en una hilera de fotogramas, a los monstruos de todas las adaptaciones fílmicas de FRANKENSTEIN, desde 1910 hasta la actualidad, se notaría que, en cada película, se intentó que su cara luciera diferente de sus predecesoras. Pero de toda esta larga lista de horribles seres, ¿cuál es la verdadera cara del Monstruo? ¿Con cuál hubiera estado conforme Mary Shelley?

    Tras un extenso repaso, queda descartado el supuestamente "fiel" aspecto que luciera Robert DeNiro en 1994. Los demás films (americanos y europeos) casi siempre se inspiraban, aunque sea vagamente, en el mundialmente famoso rostro creado por Jack Pierce en 1931, por lo general en lo de la frente abultada; descartados.

    La fría y blancuzca carátula rectangular de Boris Karloff, que viéramos en 1931, a pesar de tener la estampa más evocada cuando se piensa en el Monstruo de Frankenstein, también está fuera de discusión, si se la compara con la descripción literaria. (Aunque, aun sabiéndolo, siempre quedará esa cara grabada en nuestra memoria).

    Solo tenemos el rostro que lució el británico Christopher Lee en 1957, uno de los poquísimos casos en que no se recurrió para nada al diseño de Jack Pierce. Contemplándolo detenidamente, vemos un ser que, a diferencia del Monstruo de Karloff, ha quedado inacabado y aun no tiene una forma definida. Una cara que inspira tanto horror como piedad.

    Una cara que Mary Shelley sí habría aprobado para una edición ilustrada de su novela de terror.

    Pero, si aun quedan dudas, es fácil despejarlas. Usando Internet, se puede visualizar la cara del Monstruo que se elija... lo más probable es que sea la de Boris Karloff. Después visualízese el rostro de la Criatura de Christopher Lee. Colóquese ambas caras en la pantalla, una al lado de la otra. Ahora reléase la descripción del Monstruo citada al inicio de este artículo y mírese a ambos rostros. El veredicto será abvio: es la Criatura de LA MALDICION DE FRANKENSTEIN.

    He ahí la verdadera cara del Monstruo.

    Enviado el Viernes 19 de octubre de 2001 por Redaccion
     
    Enlaces Relacionados
    · Más Acerca de Cine
    · Más artículos de Eduardo_Guzman_Novoa


    Artículo más leído sobre Cine:
    El extraño mundo de Zé do Caixão

    Votos del Artículo
    Puntuación Promedio: 4
    votos: 33


    Por favor tómate un segundo y vota por este artículo:

    Excelente
    Muy Bueno
    Bueno
    Regular
    Malo

    Últimos artículos en QuintaDimension.com
    Libros: Entrevista a Tarik Carson - 2º parte
    Libros: Los Tarzanes apócrifos argentinos
    Cine: Enemigos publicos
    Entrevistas: Entrevista a Tarik Carson - 1º parte
    Cine: Holocausto Caníbal en Plaza Italia
    Libros: Ochenta años de la novela de ciencia-ficción en Colombia
    Opciones

     Versión Imprimible Versión Imprimible

     Enviar a un Amigo Enviar a un Amigo

    Los comentarios son propiedad de quien los envió. No somos responsables por su contenido.

    No se permiten comentarios Anónimos, Regístrese por favor

    Re: Frankenstein, La verdadera cara del monstruo (Puntuación 1)
    por Alejandro el Jueves 29 de agosto de 2002
    (Información del Usuario | Enviar un Mensaje)
    Leí el libro de Mary Shelley hace unos años y, muy humildemente, debo decir que desde entonces me explico el porqué ha dado pie a tantas versiones diferentes (y lo seguirá haciendo sin duda) de las cuales ninguna ha sido 100% fiel: es una obra enormemente rica en potenciales de todo tipo y tremendamente débil como obra literaria en sí. Baste decir que la Shelley "crea" forzadamente un romance entr

    Leer el resto del comentario...



    Re: Frankenstein, La verdadera cara del monstruo (Puntuación 0)
    por Anonimo el Viernes 13 de septiembre de 2002
    En su libro, Mary Shelley nunca dice claramente cómo creó Victor Frankenstein al Monstruo; si bien menciona el matadero y las incursiones al cementerio, no pasa de vagas insinuaciones. Tal vez el Monstruo tenía cabello porque no fue realmente creado de cadáveres seccionados, como lo popularizó el cine, sino de otro medio inimaginable para nosotros. O quizás Frankenstein, que no era cirujano expert

    Leer el resto del comentario...



    ¿Para que se quiebran tanto la cabeza sobre el aspecto del monstruo? (Puntuación 0)
    por Anonimo el Martes 24 de septiembre de 2002
    No entiendo por que les preocupa tanto el aspecto de la criatura. ¿Que importa si en las versiones cinematográficas se respetaron las descripciones de Doña Shelley? La concepción que han tenido los diferentes directores y maquillistas es de elogiarse, y creo que una adaptación cinematográfica que siga al pie de la letra la obra literaria, dará como consecuencia una película acartonada y lenta, tal

    Leer el resto del comentario...



    Re: Frankenstein, La verdadera cara del monstruo (Puntuación 0)
    por Anonimo el Lunes 29 de diciembre de 2003
    Un par de cosas que no entiendo, primero ¿por que dices que la cara de Crhistoper Lee es la que mas se adecua? si para empezar ni tiene el pelo largo ni sedoso ni la rectilinea boca de negruzcos labios y segundo porque te comes la frase anterior al parrafo elegido donde habla de, y cito textualmente: "... y habia seleccionado sus rasgos por hermosos", ¿podrias contestarme?



    Re: Frankenstein, La verdadera cara del monstruo (Puntuación 0)
    por Anonimo el Miércoles 28 de enero de 2004
    Hola, aquí el autor del artículo. Al que escribió el 29 de diciembre: disculpa la demora, no he revisado estos artículos desde diciembre. No digo que la Criatura de Christopher Lee sea idéntica a la descripción de Mary Shelley, pero si se la compara con el cuadrado Boris Karloff o el pelón Robert de Niro, entonces sí es el que más se aproxima. Y en cuanto a la frase anterior a la descripción... bu

    Leer el resto del comentario...


    footer

    Todos los artículos: © 2000 - 2007 QuintaDimension.com, ciencia ficción, terror y fantasía
    Se prohibe la reproducción de los textos de este sitio sin la expresa autorización de sus autores
    Este sitio funciona con P H P_ N u_k e


    Página Generada en: 0.03 Segundos